viernes, 14 de diciembre de 2012

Agradecimiento




Entre los bostezos de la mañana, cuando pongo los pies sobre el suelo, y toda esa iluminación adulterada que cae sobre la noche; cuando por el día con el trabajo, o ya, cuando el cansancio puede conmigo, y reposo mi cabeza sobre la almohada; siempre, me digo que soy muy dichosa. Las razones son infinitas, pero es que hay una entre tantas, sobre todo, en estas fechas, que me lleva a un pensamiento de la infancia, y es que aún sigo soñando con la llegada de los Reyes Magos; aún sigo soñando con esa mágica noche que a los niños les cuesta conciliar el sueño, y es que mi pensamiento y mi alma son tan libres como esa ilusión que destilan ellos.
Siempre, desde mi más tierna infancia, he querido beber de todas las fuentes que me proporciona la vida para poder llenar mi espíritu; porque quiero, de alguna manera, agradecer todo lo que ella me da y colmarme con todas sus mieles; y quiero, como el pájaro, buscar incesante esa gotita que cae de la rama, para poder saciar mi sed que es mucha.


+Capuchino de Silos


'